Posts Tagged ‘Confianza’

El chisme y sus consecuencias

La Palabra de Dios nos habla muy claramente sobre lo malo que es el hablar indebidamente de otra persona (osea chisme) y siempre sus resultados son tan dañinos que pueden destruir el testimonio o la vida de una persona. La palabra hebrea traducida como “chismoso” en el Antiguo Testamento es definida como alguien que revela secretos que suceden a su alrededor como un chismoso o traficante de chismorreos. En Proverbios 16:28 nos dice la palabra – “El hombre perverso levanta contienda, y el chismoso aparta a los mejores amigos”. Muchas personas, amistades y hasta familias han sido destruidas por un
Leer mas…


Creer cuando sentimos que no hay esperanza

Es fácil creer y confiar en Dios cuando estamos bien, o cuando vemos cosas, cuando nuestra fe va respaldada por los hechos que estamos viendo; o sabemos que estamos sanos y aun nos queda vida, pero… ¿Qué pasa cuando nos encontramos en una situación en donde el panorama está totalmente en contra de nosotros?, ¿Cuándo estamos en medio de la enfermedad y el pronóstico es sombrío?; ¿Tenemos allí la misma capacidad de creer en lo que Dios puede hacer?, ¿Somos capaces de confiar con totalidad en que Dios obrara?, ó ¿Se nos es muy difícil creer que Dios obrara o que
Leer mas…


Oración por sanidad, salud, liberación de enfermedad

Ahora, ahí sentado, sentada enfrente de tu computadora, después de leer esto: cierra tus ojos, inclina tu rostro y únete en oración con todos aquellos que también están leyendo… “Yo pido a Dios que te bendiga, y tú pide a Dios que bendiga a aquel ser humano que no conoces, pero que está atravesando por una situación similar a la tuya, o aún más grave. Y unidos en el espíritu a Jesús, levantemos nuestra voz a Dios: Padre eterno, dador de amor y bondad, de paz y fortaleza. Santo Dios fiel y verdadero, mira a mi hermano y a mi
Leer mas…


El vaso

…caminaste por varias horas bajo un sol agotador, estás muy sediento(a) y realmente necesitas un vaso de agua bien fría.., revisas tu dinero para estar seguro(a) de que podrás comprarlo, alzas tu mirada buscando un lugar donde venden un buen vaso con agua; lo ves a la distancia… caminas hacia el lugar; entras; te diriges al mostrador y pides el vaso más grande de agua fría que hay…. el dependiente acepta tu orden y te lo trae a la mesa… y ¡que vaso más grande!… te dispones a beberlo, pero de pronto te fijas en el vaso y está completamente
Leer mas…


¿Quién soy yo?

No es una pregunta para que la respondan filósofos o que busquemos que dijo Platón al respecto, sino que cada uno de nosotros debemos saber muy bien, quien soy yo, en realidad. Nosotros somos, lo que pensamos que somos. Si pienso que soy un perdedor, pues entonces seré un perdedor. Si pienso que soy una persona muy capaz, pues seré capaz de afrontar cualquier reto. Si pienso que soy una persona inútil, pues mi forma de desempeñarme en mis obligaciones diarias, no producirá mayor efecto; y si pienso que no puedo perdonar o amar a los demás, pues mi conducta
Leer mas…


Gracias Señor

  Señor, te diré sólo dos palabras. Quiero que sean sinceras y sencillas. En el silencio de la soledad te digo en primer lugar desde lo más profundo de mi corazón: ¡Gracias! Gracias, Señor, por todo lo que me has concedido porque te lo he pedido, Por todo lo que me has dado sin habértelo rogado, Por todo lo que me has otorgado sin haberlo merecido. Gracias por la salud, por el bienestar, Por las alegrías y las satisfacciones. Gracias también por la enfermedad, Por las penas y los sufrimientos. Aunque me cuesta trabajo, Señor, te agradezco esto último. ¡Tú
Leer mas…


La Roca

Un hombre dormía en su cabaña cuando de repente una luz iluminó la habitación y apareció Dios. El Señor le dijo que tenía un trabajo para él y le enseñó una gran roca frente a la cabaña Le explicó que debía empujar la piedra con todas sus fuerzas El hombre hizo lo que el Señor le pidió, día tras día. Por muchos años, desde que salía el sol hasta el ocaso, el hombre empujaba la fría piedra con todas sus fuerzas… y esta no se movía, todas las noches el hombre regresaba a su cabaña muy cansado y sintiendo que
Leer mas…


El Secreto de la Prosperidad de Dios

Sabías que Dios quiere prosperarnos económica, física y espiritualmente. El Dios que llena nuestro espíritu también quiere bendecirnos en lo físico y en lo material. ¿Cómo lo hará? Por medio de nuestra obediencia a su Palabra; por la eficiencia y calidad del trabajo que realicemos y las ganas que le pongamos a lo que hacemos, y por nuestra fidelidad a sus demandas. Nada sucede al azar. La prosperidad es un resultado, no un fin; nuestra finalidad es Cristo y la: “Supereminente grandeza de su poder para con nosotros los que creemos, según la operación del poder de su fuerza” (Efesios
Leer mas…


Si es su Voluntad

Mi alimento es hacer la voluntad del que me envió y terminar su obra –les dijo Jesús–. Juan 4:34 Es impresionante todo lo que las personas pueden alcanzar cuando creen en ellas mismas. La historia es testigo de los grandes logros de hombres y mujeres que alcanzaron metas que para muchos eran imposibles. En la década de los sesenta no existía la tecnología para poner a un hombre en la luna; sin embargo, un grupo de personas creyó que podían lograrlo y menos de diez años después el mundo quedó maravillado al ver por televisión las imágenes de un hombre
Leer mas…


Cosas que no cambian

Todos, casi sin excepción, tenemos una o varias personas en nuestra vida a quienes podemos llamar “mentores”. Son esas personas que nos han influenciado en forma positiva. Los recordamos por sus palabras y acciones que nos han marcado, enseñándonos un camino más excelente, modelando un estilo de vida digno de ser imitado. No eran hombres y mujeres que estuvieran por encima de todo, sino que dedicados a su ministerio mantenían una línea recta y honesta en todo lo que hacían. Una característica casi general de un mentor es el reconocimiento de lo transitorio de la vida. Como escribió Santiago: “¿Qué
Leer mas…